De/Vision

A inicios del año 1994, hubo muchos ‘acérrimos’ que se sintieron frustrados porque Depeche Mode añadía rock alternativo a su habitual sonido electrónico, dando como resultado que a más de uno se le hiciera muy difícil digerir el “Songs of Faith and Devotion“.

Por esas mismas fechas el sencillo titulado “dinner without grace” salió a la luz, y muchos encontraron consuelo al escucharlo y enterarse de que todavía se hacía synth-pop del bueno, aunque no se sabía casi nada del grupo autor del mismo: De/Vision.

Esta interesante banda alemana de synth-pop, que lleva ya entre nosotros más de tres décadas, ha sido una de las más representativas en este género musical y ha sabido reinventarse a sí misma en más de una ocasión.

Aunque se inician en este mundillo como un cuarteto allá por el año 1988, no es hasta la llegada del nuevo milenio que se dan a conocer en todo el mundo, gracias a que la gigantesca compañía WEA les presta atención y les ayuda a salir del virtual anonimato lanzando Monosex (1998) y Void (2000), un par de álbumes notables.

De pronto las guitarras ya no eran necesarias, y da inicio una etapa de experimentación que descubre todo un vasto horizonte de sonidos electrónicos.

Uno de sus fundadores, Markus Ganssert, no estaba preparado para este gran cambio y termina por abandonar el grupo, dejando a Thomas Adam y a Steffen Keth no sólo cambiándose a una disquera independiente, Drakkar, sino también sumidos en sus raíces musicales tradicionales, algo que se apreciaría perfectamente en su disco del 2001, llamado -convenientemente- Two.

A continuación dejo una versión del sencillo que me hizo conocer a De/Vision a mediados de los ’90, el mismo que se editara por primera vez en el año 1991 sin que ningún sello se interese en él.

Your hands on my skin (harmony is everything remix)

Compartir:

Similar Posts

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.